¿Eres un contador automatizado?

Como profesionales, tenemos mucho que agradecer a la tecnología, procesos que antes eran complejos hoy en día son mucho más sencillos, por nombrar un ejemplo, revisar, liquidar y presentar impuestos no requieren de nuestra presencia en la empresa y mucho menos en el banco para obtener un sello de presentado, porque son enviados por el auxiliar para nuestro visto bueno y presentados en línea.

La tecnología genera competitividad y eficiencia. ¿Conoces las diferentes ofertas del mercado para el registro de las operaciones diarias? ¿Sabías que ya no sólo contamos con softwares cómo CGUNO, HELISA, DATAX, WORDOFFICE para generar los informes mensuales de nuestros clientes?¿Conoces la propuesta de gestión contable en la nube de LOGGRO, SIIGO, ALEGRA, XUBIO, CONTAPYME, NUBOX  además de las alternativas para tus clientes, hablando de costo beneficio?

Sé que muchos nos casamos con una propuesta, que nos permita salir adelante con lo meramente necesario, por muchos años sólo tuve ojos para CGUNO, sé que preferimos la zona de confort, pero definitivamente estos son tiempos de replantearse cosas nuevas.

Pero, ¿conoces qué diferencias puede haber entre manejar la contabilidad en la nube o desde un servidor de escritorio?

La principal diferencia entre uno y otro es dónde se encuentra alojado. El software alojado en un servidor, requiere de mayor inversión y el costo de mantenimiento y renovación del hardware son puntos a tener en cuenta.

El software alojado en la nube requiere una menor inversión y su seguridad es responsabilidad absoluta de la empresa que ofrece el servicio.

No nos digamos mentiras, suele ser muy complejo el acceso a estos servidores cuando nos encontramos por fuera de las empresas, un software en la nube, realmente nos minimiza tiempo, hace que nuestro trabajo sea más cómodo y eficaz a la hora de cumplir con fechas de presentación. 

Mi experiencia personal no es muy buena con los servidores, pues actualmente tengo una empresa que cuenta con uno, que no permite acceder a ciertas páginas de internet entre ellas la de facturación electrónica, porque se debe hacer una inversión costosa en actualización de equipos de comunicación.

Todo esto sin contar con que los servidores de escritorio deben tener elementos que sostengan cualquier fallo de energía, para que puedan seguir funcionando sin problema y sobre todo sin borrar información valiosa.  Definitivamente es una inversión bastante generosa para una empresa que podría utilizar ese dinero en otros beneficios.

Es importante poder ofrecer ventajas económicas a nuestros clientes, ventajas competitivas que les permita a ellos y a nosotros ser más eficientes a la hora de brindar información financiera.

La tecnología, aunque nos permite automatizar procesos, no nos permite reemplazar en algunos casos el factor humano, es importante continuar con el contacto entre las personas, para dar la certeza de que hay acompañamiento y colaboración.

La tecnología es una ventaja que debemos aprovechar. ¿Conoces otras alternativas?

isabella-estrada-monzon
Isabella Estrada Monzón
Contadora Pública
@emprendamos_juntos_negocios
[email protected]

La columna de opinión que acabas de leer es completamente el criterio del invitado, en ACONTAR no nos responsabilizamos de ello.

Comentarios